Negligencia médica

¿Qué es una negligencia médica?

La negligencia médica se produce cuando nos encontramos frente a una mala praxis médica ocasionada por la actuación del personal médico y que tiene como resultado la apreciación de una lesión al paciente. Por ello, para encontrarnos frente a este tipo de conductas, es necesario que se puedan apreciar los siguientes elementos:

  • En primer lugar, la conducta debe de ocasionar la aparición de una lesión en el paciente. Esta lesión se caracteriza por que puede ser inmediata o no, así como tanto de carácter física como moral. Cabe apreciar que dicha lesión, no tiene por qué suponer la apreciación de un menoscabo en la integridad física del paciente.
  • Por otro lado, la conducta del personal médico debe de incurrir en lo que conocemos como mala praxis. Este tipo de conductas se caracterizan por que el comportamiento presentado por el personal médico difiere de aquello que presenta el protocolo sanitario o los estándares de la profesión. Esta mala praxis, también puede verse derivada de una actuación negligente por parte del personal sanitario, como puede ser los supuestos de descuido.
  • Además, se requiere la existencia de lo que conocemos como nexo causal, es decir que la lesión debe ser consecuencia de la mala praxis protagonizada por el personal médico.

¿Qué conductas pueden derivar en una posterior negligencia médica?

Dentro de las posibles modalidades comisivas frente a este tipo de supuestos, debemos de hacer referencia a aquellas que suelen producirse con mayor frecuencia:

  • Diagnósticos erróneos
  • Lesiones en el parto o durante el embarazo
  • Déficit asistencial
  • Errores durante cirugías
  • Técnicas quirúrgicas inapropiadas
  • Falta o deficiencia en el consentimiento de información
  • Negligencia en supuestos de cirugía estética
  • Infecciones obtenidas en Centros Sanitarios
  • Etc.

¿Quién debe denunciar una negligencia médica?

Por lo que respecta, a quien está legitimado para denunciar una negligencia médica, debemos de apreciar lo siguiente:

  • En primer lugar, el propio paciente perjudicado.
  • En caso de que el perjudicado sea un menor de edad, serán los padres o tutores quien en nombre de este puedan reclamar.
  • Si la negligencia médica a ocasionado el fallecimiento del paciente, las personas legitimadas para reclamar serán sus familiares directos (cónyuge, padres, hijos, hermanos, etc.).

¿Qué vías podemos utilizar para ejercer las acciones pertinentes derivadas de una negligencia médica?

Tras la apreciación de una conducta que ocasiona la aparición de una negligencia médica que deriva en lesiones directas sobre el paciente, los perjudicados podrán acudir a las siguientes vías:

  • Vía Penal: Esta vía se reservaría para aquellas conductas que tienen como resultado la apreciación de daños personales (lesiones, muerte) por una imprudencia profesional.
  • Vía Contencioso-administrativa: Esta vía la podemos llevar a cabo cuando nos encontremos ante supuestos frente a la sanidad pública, en los que cabe interponer una reclamación patrimonial contra la Administración por los daños que la actuación médica haya producido.

Cabe tener en cuenta que una vez finalizada la fase administrativa se puede acudir a los Juzgados de lo contencioso administrativo para que determinen si la actuación de la Administración ha sido correcta o bien debe considerarse a la misma responsable de los daños causados.

  • Vía Civil: La tercera vía a la que podemos acudir es la de los tribunales civiles, haciendo uso de la denominada acción directa del perjudicado.
    En estos casos, la demanda se interpone contra la compañía aseguradora del hospital o centro sanitario donde se ha producido la negligencia. En estos supuestos se examinará si concurren los presupuestos de la responsabilidad civil extracontractual.

¿Cómo se calculan las indemnizaciones por negligencias médicas?

Una de las cuestiones más complejas en el ámbito de las negligencias médicas es el que afecta al cálculo de la indemnización a percibir por el perjudicado.

Por lo tanto, toda reclamación por negligencia médica debe valorar cuál es la cuantía económica de los perjuicios y aquí entran en juego múltiples factores a considerar, así como distintos modos de cuantificar.​

Por un lado, debe valorarse:

  • El daño físico y moral.
  • Así como las repercusiones que puede tener en el aspecto laboral y económico de la víctima.

¿Qué baremo se utiliza para el cálculo de indemnizaciones por negligencias médicas?

Para poder determinar la cuantía de la indemnización que le corresponde a la víctima por los daños causados por la actuación del personal médico, debemos de tomar en consideración aquello que se expone a lo largo del baremo utilizado para los de accidentes de tráfico, ya que es el utilizado como referencia.

En estos casos es muy importante motivar el por qué se pide una determinada cantidad, en la que se deberá desglosar los distintos conceptos de los que se ha de responder y explicar en todo caso las circunstancias que justifican dicho importe.

EJEMPLO
Un claro ejemplo de actuación negligente por parte del personal sanitario que tiene como resultado una lesión o daño sobre la víctima que lo padece, es aquel que se produce cuando un médico deja de manera involuntaria objetos extraños dentro del cuerpo del paciente durante un procedimiento quirúrgico, debido a un olvido ocasionado por haberse saltado las normas de cuidado y diligencia más elementales de la profesión.

En AGUAR ABOGADOS, contamos con Abogados de derecho penal, expertos en materia de reclamaciones que, tras realizar el análisis oportuno de la situación planteada, te asesorarán y realizarán todos los tramites que se consideren oportunos para satisfacer tus pretensiones.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Tienes alguna consulta?